ACEPTACIÓN DE LA FACTURA DE VENTA - CONCEPTO 000481 DE 2019

Por medio de este concepto, la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN) desarrolla brevemente lo relacionado con la aceptación de la factura de venta. Manifiesta que todas las personas o entidades que tengan la calidad de comerciantes, bien sea que ejerzan profesiones liberales o enajenen bienes productos de la actividad agrícola o ganadera, deben expedir factura o documento equivalente, y conservar copia, independientemente de su calidad de contribuyentes o no contribuyentes de los impuestos administrados por la DIAN.

Por su parte, los documentos equivalentes a la factura de venta son aquellos que señala el gobierno nacional, entre los que se encuentran, con base en el artículo 616-1 del Estatuto Tributario:

  1. Los tiquetes de máquinas registradoras;

  2. Las boletas de ingreso a espectáculos públicos;

  3. Los tiquetes de transporte de pasajeros;

  4. Recibos de pago de matrículas o pensiones expedidos por establecimientos de educación reconocidos por el gobierno;

  5. Pólizas de seguros, títulos de capitalización y respectivos comprobantes de pago;

  6. Extractos expedidos por sociedades fiduciarias, fondos de inversión, fondos de valores, fondos de pensiones y de cesantías;

  7. Tiquetes o billetes de transporte aéreo de pasajeros.

Los documentos equivalentes a la factura, antes mencionados, deben soportar la procedencia de costos, deducciones en el impuesto de renta y los impuestos descontables en el impuesto sobre las ventas, cumpliendo con los requisitos contenidos en el artículo 617 del Estatuto Tributario.

Se debe tener en cuenta que no existe impedimento alguno para que la DIAN ejerza su facultad fiscalizadora para verificar la realidad de la transacción. De esta manera, si la DIAN prueba que las transacciones, los costos y el impuesto descontable no existen, pueden ser rechazados sin que sea suficiente que el contribuyente pretenda acreditarlos con facturas o documentos equivalentes.

Por el contrario, por expresa disposición del legislador, los documentos equivalentes por máquinas registradoras POS, no dan derecho a impuestos descontables en el impuesto a las ventas, ni a costos y deducciones en el impuesto sobre la renta y complementarios; sin embargo para su aplicación es necesario el reglamento del gobierno nacional, el cual a la fecha no se ha expedido. De esta manera, la DIAN señala que dado que a la fecha aún no se ha expedido tal reglamento, se aplica la Ley 1943 de 2018, lo que significa que en la actualidad el documento equivalente POS tiene plena validez para solicitar costos y deducciones en el impuesto sobre la Renta, lo mismo que en impuestos descontables en el impuesto sobre las ventas, y así será hasta que se reglamente la materia, sin perjuicio de la facultad fiscalizadora de la DIAN.

Asimismo, se estableció que a partir del primero de enero del año 2020, se requerirá factura electrónica para la procedencia de impuestos descontables y costos y gastos deducibles, de acuerdo con los siguientes porcentajes en el máximo que podrá soportarse sin factura electrónica:

2020: Hasta el 30%

2021: Hasta el 20%

2022: Hasta el 10%

Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags

© RP ASESORÍA EMPRESARIAL -  2020

  • Black Facebook Icon
  • Icono negro LinkedIn
  • Negro del icono de Instagram